Espacio para la memoria ARCHIVO PRESENTE: DÍA X DÍA

Osvaldo Pugliese, a 116 años de su nacimiento

Pianista, director de orquestas de piano y compositor, Osvaldo Pugliese nació el 2 de diciembre de 1905 en el barrio porteño de Villa Crespo, en el seno de una familia de músicos.

Dueño de un gran talento y una brillante carrera musical, se convirtió en uno de los artistas más reconocidos del tango y su particular estilo continúa inspirando a músicos y tangueros del mundo.

Estudió con grandes maestros, como Vicente Scaramuzza y Pedro Rubione y, a los 15 años, formó parte de un trío musical junto con el bandoneonista Domingo Faillac y el violinista Alfredo Ferrito.

Luego, lo hizo participando con otro conjunto, en el que se encontraba Francisca Bernardo, la primera bandoneonista de la Argentina, más conocida como “Paquita” o “la flor de Villa Crespo”.

Pugliese fue integrando distintos agrupamientos musicales hasta que en la década del `30 formó su propia orquesta junto con el violinista Elvino Vardaro.

En el Café Nacional realizaron la primera presentación con la que ganaron una amplia repercusión y llevaron adelante la primera gira por el país, que demandó más gastos que ganancias por lo que tuvieron que empeñar algunos de sus instrumentos para volver a casa.

En 1936 creó un sexteto junto con los bandoneonistas Alfredo Calabró, Juan Abelardo Fernández y Marcos Madrigal, los violinistas Rolando Curzel y Juan Pedro Potenza, y el contrabajista Aniceto Rossi.

Aquella fue la orquesta con la que cosechó su gran reconocimiento durante 55 años, siempre con algunos cambios, pero fiel al espíritu original de los integrantes.

Así, Osvaldo Pugliese creó más de 150 canciones, algunas muy conocidas como “La Yumba”, “Recuerdos”, “La Beba”, “Negracha” o “Malandraca” y, también, grabó más de 600 piezas de otros músicos y autores.

Recibió innumerables distinciones tanto nacionales como del exterior, entre ellas, la otorgada por el gobierno de Cuba, la medalla “Alejo Carpentier”, la más importante distinción cultural de la Isla; el gobierno francés lo nombró Commandeur de L'Ordre des Arts et Letters, y Buenos Aires lo declaró Ciudadano Ilustre.

La Sociedad Argentina de Autores y Compositores de Música (SADAIC) y la Asociación de Coleccionistas de Tango colocaron una placa en la Av. Corrientes 960,  por sus 50 años de carrera y aporte a la cultura argentina y al tango.

En 1990, Pugliese recibió el título de Académico Honorario de la Academia Nacional del Tango.

El 25 de julio de 1995, a los 89 años, falleció en la Ciudad de Buenos Aires pero su hija Beba y su nieta Carla, también pianistas, continúan su legado.

Lo recordamos a través de un informe elaborado por el Área de Contenidos y conservado en el Archivo Histórico de Radio Nacional.