LA MUERTE DE PÉREZ VOLPIN VA DE VUELTA

Pirota apuntó contra los médicos: “Esto es un homicidio culposo que los tiene que llevar a una pena de 5 años”

La anestesista que participó de la endoscopía a Débora Pérez Volpin negó cualquier responsabilidad en el deceso de la periodista ante el juez que investiga el episodio, misma postura que asumió el endoscopista que realizó la práctica médica.

El abogado de la familia de la ex diputada porteña dijo que esperaban esta estrategia, pero no que los médicos dijeran las barabaridades que dijeron. “A cuatro meses de su muerte, siguen diciendo que hicieron todo bien. No entiendo como niegan algo que es innegable”, dijo. Además, confirmó que pedirá el procesamiento de ambos médicos y afirmó que “esto es un homicidio culposo que los tiene que llevar a lo máximo de la pena, que son 5 años”.

A su vez, también criticó el accionar de la clínica La Trinidad. “Hicieron todo tipo de operaciones y dijeron que Débora estaba enferma, cuando la autopsia demostró que no era así”, sostuvo.

Según  la autopsia, la legisladora falleció por “una perforación instrumental en su esófago” durante la realización de una endoscopia en la Clínica de La Trinidad Palermo y por “responsabilidad de los dos profesionales” que llevaron adelante la práctica.