LA SALA DE PRENSA LLEVA SU NOMBRE

Antonio Carrizo: La vida y el canto

¿Viste pibe que bien me salio?

La mirada fija, la boina clasica y la voz inconfundible de Antonio Carrizo, charlando conmigo en la puerta de Radio Nacional, haciendo alusión a la poesía que interpreto por los 100 años de Boca, en el 2005. ¿Sabes lo que pasa nene? Lo leí con el corazón, porque eso me generó Boca desde siempre.

Antonio, como tantas veces, llegaba a la puerta del edificio emblemático de Maipú 555, y preguntaba por Marino. ¿Dónde esta Marino?

Esta anécdota me gusta compartirla con ustedes, porque Antonio me hablaba siempre de su pasión por Boca. “Mi ídolo era Antonio Ubaldo Rattin. Fui el presentador de la despedida de Rattin, en 1970″, me decía Toni emocionado.

Años mas tarde, y por una idea de un miembro de la Comisión Directiva, el presidente de Boca Daniel Angelici decidió llamar a la Sala de Prensa del Complejo Pedro Pompilio con el nombre de ANTONIO CARRIZO. Un justo homenaje para quien fue uno de los comunicadores mas prestigiosos que tuvo la radiotelefonía de nuestro país.

Pasaron entrenadores por el nuevo reducto que tiene la sala de Prensa. Pero mas allá de Bianchi, Basile, Russo, Ischia, Arruabarrena, Falcioni, Barros Schelotto  y los que vendrán, nunca pasará inadvertido para este periodista ver el nombre y el apellido de un maestro que con su simpleza, su sabiduría y su voz generó emociones a través de la radio y la televisión a los largo de los años.

Antonio Carrizo, ayer, hoy y siempre, en el recuerdo de todos nosotros. Señor Álvarez, USTED.